Seguimos al pie del cañón: Ucrania nos necesita a todos

Con el estallido de la guerra en Ucrania, en Brafa nos hicimos una pregunta: ¿cómo podemos ayudar? Inmediatamente contactamos con una familia ucraniana de la escuela y nos pusimos en marcha.

Alina Shchetyna ya estaba involucrada en varios grupos de ayuda y nos puso al corriente del tipo de productos que desde el consulado estaban pidiendo. Dicho y hecho: lanzamos la campaña de recogida de material y la respuesta de las familias y séniors de Brafa fue también inmediata.

Un buen ejemplo de esta reacción es el grupo de séniors 5-50-5, siempre dispuesto a darlo todo. Liderados por uno de sus participantes, se constituyó un grupo de WhatsApp para coordinar todas las gestiones que, más allá de la recogida de material, comenzaron a realizar: acogida de familias, atención a necesidades concretas, etc.

También ha sido muy positiva la ayuda de voluntarios y voluntarias improvisados: el material debe clasificarse para facilitar el envío, hay que transportarlo hasta los improvisados centros de logística que se han organizado… Un despliegue de buena voluntad acompañado de hechos concretos que han ayudado a que la generosidad de las familias de la escuela llegue hasta las víctimas de la guerra.

Los séniors del programa 5-50-5 se han implicado a fondo con la ayuda a Ucrania

Pero a Dios rogando y con el mazo dando: también desde la escuela hemos pedido insistentemente a nuestro Señor y a la Virgen por la paz. Los alumnos de Brafa que quieren han visitado la capilla con este fin. Rogamos por Ucrania, sus gentes y la paz en todo el mundo.

Y nuevos alumnos, chichos ucranianos que han llegado a Barcelona y tratan de imprimir una cierta «normalidad» a su situación. Un ejemplo es un chico de 14 años, que se ha incorporado a uno de los equipos infantiles de fútbol, con cuatro palabras en castellano y un inglés bastante bueno.

No os perdáis el vídeo en el que Alina explica cómo se ha desarrollado la primera fase de la campaña que, por desgracia, continúa. Gracias a todos por vuestra generosidad. Seguimos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Etiquetas

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies